6:00 PM - 26 de Diciembre de 2012


Condenado a 17 años y 9 meses de cárcel por atacar con ácido

Por: Noticiascaracol.com

Jorge Alberto Ramos Cruz fue hallado culpable de agredir, en agosto de 2011, a un joven en Bogotá que quiso proteger a su hermana de un robo.

Ramos Cruz fue condenado por el delito de hurto calificado agravado en concurso con lesiones personales dolosas. Además deberá pagar una multa de 68 salarios mínimos mensuales legales vigentes, informó la Fiscalía.

Los hechos ocurrieron en la localidad de Bosa, el 10 de agosto de 2011, cuando el sentenciado, en compañía de Yeison Andrés Ortiz Garzón y Martha Lucía Ortiz Garzón, atacó con ácido a William Cardona Soto, quien salió en defensa de su hermana que era víctima de un atraco.

Los tres fueron capturados el 5 de junio de este año en Bogotá.

Contra Ramos Cruz hay otros 19 procesos por delitos como: hurto calificado, porte ilegal de armas, lesiones personales y abuso sexual, indicó la Fiscalía.

Sus dos cómplices siguen siendo investigados, ya que desde su captura solo aceptaron cargos por hurto y no se allanaron por el punible de lesiones personales.

Bogotá

  • COMPARTIDO

    0
  • SÍGANOS EN

COMENTARIOS

Comentarios

Para opinar en esta nota usted debe ser un usuario registrado. Regístrese o ingrese aquí

Este es un espacio para la construcción de ideas y la generación de opinión. Este espacio busca crear un foro constructivo de convivencia y reflexión, no un escenario de ataques al pensamiento contrario.

oscarsanchez

27 Diciembre 2012 - 3:09pm
Me agrada sobremanera la justicia en los paises árabes. Allí en presencia del honorable público, el condenado expone arrodillado su cuello, y un sable muy filoso y brillante es blandido en el aire que de un solo golpe cumple la sentencia para un mal-nacido de estos. Es una sentencia DISUASIVA y profundamente ejemplarizante: Ver caer la cabeza separada del cuerpo por el filo del sable es satisfactorio y pavoroso a todas luces. Nadie, ninguno de los presentes querria repetir la conducta que llevo al miserable infeliz a perder su cabeza. 17 años es una mísera y paupérrima sanción propia de una justicia mediocre y corrupta como la Colombiana. Por eso hay tantos iguales en las calles riéndose burlonamente. -El pueblo deberá hacer "los ajustes" para obtener una real y pronta justicia.-
  • COMPARTIDO

    0
  • Imprimir
  • Enviar
      • Facebook
      • +1
    Compartir
Publicidad

Más en Nación

Últimas noticias

Lo más visitado

Lo más comentado

Publicidad