11:14 AM - 12 de Diciembre de 2012


Trabajar de pie y trotar mientras se labora, recetas para no morir sentado

Por: Efe

Google, Facebook e Intel le han dado la bienvenida a las mesas altas para que sus empleados se deshagan de las sillas. Ellos aseguran sentirse mejor.

Científicos del Pennington Biomedical Research Center en Luisiana determinaron que la gente que pasa la mayor parte de su tiempo sentada tiene un 54% más de posibilidades de morir de un infarto, datos que se desprenden de un estudio sobre el estilo de vida de más de 17000 personas.

Pasar horas sentado en la oficina es una actividad que perjudica seriamente a la salud, según avalan numerosos estudios que ensalzan los beneficios de trabajar de pie para hacer frente al sedentarismo. Una moda que se abre camino en EEUU pero que tampoco está exenta de riesgos.

La obesidad, la diabetes, los problemas cardiacos o el cáncer se citan recurrentemente como las enfermedades a las que se expone el oficinista cuya vida sedentaria podría llevarle a la tumba antes de tiempo.

"Dedicar unas pocas horas a la semana en el gimnasio no parece que reduzca ese riesgo significativamente", aseguró el doctor de la Clínica Mayo James A. Levine, uno de los referentes en investigaciones sobre la materia.

Las horas de pasividad muscular continuada hacen lento el metabolismo y reducen la producción de enzimas, al tiempo que exponen al organismo a niveles anormales de glucosa y colesterol.

Más que sudar la camiseta levantando pesas, la clave está en ponerse de pie.

Simplemente con pasar las horas erguido el cuerpo quema un 40 por ciento más de grasa, según dijo Toni Yancey, profesora de Salud Pública de la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA).

Estar de pie también "conlleva otros riesgos para la salud", explicó Yancey. Aparte de la incomodidad de pasar muchas horas en esta posición, puede derivar en dolores musculares, enfermedades cardiovasculares, artritis, varices en las piernas o complicaciones en el embarazo.

Las experiencias recogidas en internet de quienes han probado trabajar de pie con su computadora en una mesa adaptada, en vez de sentados, coinciden en destacar que después de unos días de entusiasmo en los que aumentan su productividad, el organismo se cansa, aparecen dolores y se echa de menos la silla.

La respuesta, en opinión de Yancey, es algo intermedio. No hace falta estar de pie todo el día, basta con hacer pausas para estirar, moverse y, si es posible, 10 minutos de ejercicio a media jornada.

Otra opción sería incorporar la tradicional cinta de correr de los gimnasios a la estructura de la mesa de trabajo, así el empleado que está de pie además camina simultáneamente, lo que favorece la circulación sanguínea.

Yancey cuenta en su departamento universitario con una de estas instalaciones, que empresas como Steelcase fabrica integrada bajo el nombre de "Walkstation" y la usa un par de horas al día a una velocidad muy baja, 1,5 kilómetros por hora.

"No lo encuentro difícil. La que tenemos está pensada para facilitar el trabajo mientras se anda. Es cuestión de práctica pero al rato me olvido de que me estoy moviendo y me concentro en lo que hago", dijo Yancey, quien considera que un trabajador no puede hacer su jornada entera subido en la máquina.

Los Ángeles (Estados Unidos)

  • COMPARTIDO

    0
  • SÍGANOS EN

LO ÚLTIMO EN NOTICIAS

COMENTARIOS

Comentarios

Para opinar en esta nota usted debe ser un usuario registrado. Regístrese o ingrese aquí

Este es un espacio para la construcción de ideas y la generación de opinión. Este espacio busca crear un foro constructivo de convivencia y reflexión, no un escenario de ataques al pensamiento contrario.

  • COMPARTIDO

    0
  • Imprimir
  • Enviar
      • Facebook
      • +1
    Compartir
Publicidad

Más en Nación

Últimas noticias

Lo más visitado

Lo más comentado

Publicidad