Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Publicidad

Denuncian que el ‘Pupileto’ fue violado en la cárcel y discriminado por su orientación sexual

Diagnosticado con COVID-19 y a punto de ser enviado a una prisión de máxima seguridad, el joven se habría quitado la vida. Perfilador criminal analiza su caso.

pupileto.jpg

En la cárcel, de donde muchas veces escapó, terminó la historia de Daniel José Osorno, el joven de 22 años que mostraba en redes el dinero, joyas y celulares que hurtaba.

Más conocido como ‘Pupileto’, guardias del Inpec lo encontraron en el baño de una celda aledaña a la capilla del penal El Bosque de Barranquilla, suspendido en una reja con una sábana.

“Eso es lo que se dice no de manera oficial sino en los pasillos y corredores del centro”, dijo el abogado del joven, Hernán Barón, que afirmó que otras voces apuntan a que se trató de un homicidio que produjo luego de una trifulca.

Según él, habló con Osorno hace tres días donde le reiteró que estaba aislado por sus intentos de fuga, pero no porque estuviera contagiado de coronavirus.

Publicidad

Barón reveló que ‘Pupileto’ “fue víctima de unas violaciones o un acceso abusivo por parte de unos internos del centro penal. Esto de alguna manera habría sido el detonante principal o habría llevado a hundir ese botón de pánico y que Daniel hubiese tomado esa decisión”.

Agregó que en El Bosque no se les da tratamiento especial a personas que, como Osorno, “ostentan a voz pública esta orientación sexual de la comunidad LGTBI” y que varias veces fue humillado y golpeado por su condición.

Publicidad

Barón sostuvo que no hay certeza de que a ‘Pupileto’ le hubieran hecho la prueba de coronavirus y su familia teme “que de pronto sea una excusa para incinerar el cuerpo y que no se pueda examinar con detenimiento el cadáver para determinar las causas de la muerte”.

Prontuario de 'Pupileto'

Además de exponerse en redes con los lujos que conseguía con sus robos, Osorno se hizo célebre por ser capturado 11 veces desde los 15 años.

Uno de sus últimos atracos quedó registrado en video. Las imágenes mostraban cómo se trepaba en un tejado, pero ni él esperaba lo que pasó al caer en el lugar equivocado: un batallón del Ejército donde quedó rodeado de soldados que lo detuvieron.

Publicidad

Aunque al día siguiente ‘Pupileto’ salió libre, fue recapturado por otro antiguo hurto robo.

El 13 de marzo el joven no pudo eludir más a la justicia y fue condenado a 4 años de cárcel.

Publicidad

Dos meses después logró fugarse, pero su sueño de libertad no le duró ni 24 horas pues sus propios allegados lo delataron. Una semana después intentó huir sin éxito y fue aislado. Luego le dijeron que tenía coronavirus.

Para el perfilador criminal Belisario Valbuena tiene sentido que ‘Pupileto’ se haya quitado la vida porque esta vez no había podido salirse con la suya y “presuntamente había sido víctima de agresión sexual en prisión”, además de que iba a ser trasladado a la cárcel de máxima seguridad La Tramacúa, en Valledupar.

Agregó que no era un joven que se hubiera hecho delincuente por una presunta necesidad. Él era “hijo de dos personas con antecedentes criminales por tráfico de estupefacientes”, señaló.

  • Publicidad