Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Publicidad

Esposa de Dani Alves le habría pedido el divorcio y borró sus fotos con él en redes

Dani Alves fue detenido por presunta violación a una mujer en una discoteca. Joana Sanz, su esposa, lo había defendido: "Yo sé quién es mi marido, yo sé cómo lo conocí y sé lo respetuoso que es".

La esposa de Dani Alves se habría arrepentido de apoyarlo durante los primeros días tras su detención.
La esposa de Dani Alves se habría arrepentido de apoyarlo durante los primeros días tras su detención.
JUSTIN TALLIS/AFP

Días atrás,Dani Alves fue detenido en Barcelona, España, por presunta agresión sexual. El futbolista brasileño fue acusado por una mujer de haberla violado en una discoteca el pasado 30 de diciembre, lo que él ha negado.

Sobre este caso, Joana Sanz, esposa de Dani Alves, había declarado en medios locales lo siguiente: "Yo sé quién es mi marido, yo sé cómo lo conocí y yo sé lo respetuoso que es, porque ni cuando me estaba conociendo me faltó al respeto. He visto muchas veces cómo mujeres se acercan, atrevidas, a intentar algo con mi marido en mi cara. Si lo hacen en mi presencia, no me quiero imaginar cuando yo no estoy".

Sin embargo, recientemente salieron a flote rumores de que Joana le habría pedido el divorcio a su esposo. Así lo aseguraron en 'El Programa de Ana Rosa', de Telecinco.

Este medio también afirmó que la esposa de Dani Alves se arrepiente de haberle brindado apoyo durante los primeros días tras su detención: "Independiente de que piense o no que su marido es inocente, ella ahora se ha centrado en el divorcio".

Precisamente, un dato relevante es que Joana Sanz eliminó recientemente las fotos que tenía con el futbolista en su cuenta de Instagram. Ella había pedido un poco de respeto a su privacidad, pues también hace poco perdió a su mamá, quien murió de cáncer.

Según han informado fuentes penitenciarias, el futbolista brasileño permanecía en el módulo de ingresos de la cárcel Brians 1 de Sant Esteve Sesrovires (Barcelona) desde el pasado viernes, 27 de enero, cuando una jueza decretó su ingreso en prisión sin fianza.

Publicidad

De acuerdo con la denuncia de la víctima, Dani Alves la invitó a ella y a unas amigas a tomar una copa, le pidió que la acompañara al baño del reservado en que se encontraban -que ella no sabía que era tal- y una vez allí la agredió sexualmente, empleando para ello la fuerza, como acreditan los partes médicos aportados por la víctima.

  • Publicidad