Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Publicidad

Unas 50 mil personas están confinadas en Chocó por paro armado del ELN: escasean comida y gasolina

Algunos comerciantes aseguran que, por cuenta de las hostilidades del ELN, ya no hay "verduras, carne y otros productos más". Ellos aseguran que se sienten sitiados.

Confinamiento y escasez de comida ha dejado paro armado del ELN en el Chocó

En Docordó, cabecera municipal del Litoral del San Juan, en Chocó, ya se sufren las consecuencias del paro armado del ELN que cumplió su tercer día.

“Las verduras, la carne y otros productos están escaseando”, dijo un ciudadano adecuado.

Las 64 comunidades y los 22 mil habitantes del Litoral del San Juan dicen estar sitiados, desabastecidos de alimentos y combustible, ya que el río San Juan es su única vía de acceso.

“Quienes viven esta situación, de manera más cruda, son las comunidades de la zona rural. De persistir este paro, son las que van a recibir esta afectación de una manera más fuerte”, manifestó Bladimir Romero, secretario de Gobierno del Litoral del San Juan.

En las zonas rurales de Istmina, Medio San Juan, Nóvita y Sipí, los pobladores no pueden salir a sus parcelas, no hay clases ni atención en salud.

Publicidad

Luis Murillo Robledo, funcionario de la Defensoría del Pueblo en Chocó, dijo que “es cada vez más compleja la situación de las personas que están en confinamiento”.

El general Helder Giraldo, comandante de las Fuerzas Militares, denunció al Frente de Guerra Occidental del ELN por las violaciones a los derechos humanos de la población del sur del Chocó.

Publicidad

“Se colocó la denuncia ante el mecanismo de monitoreo y verificación sobre este hecho que, presuntamente, viola el cese al fuego bilateral del Gobierno con el Ejército de Liberación Nacional”, informó el general Giraldo.

Desde la Iglesia católica invitaron a todos los que están sentados en la mesa de diálogo a actuar con respeto y seriedad con la población del Chocó.

Monseñor Mario de Jesús Álvarez, obispo diócesis de Istmina-Tadó, expresó que “cuando la contraparte no está actuando con total honestidad, entonces qué resultado vamos a querer alcanzar. Un llamado a la seriedad para que asumamos todos”.

La Defensoría del Pueblo del Chocó alertó que la crisis humanitaria en el Bajo San Juan se agudiza por la restricción de la movilidad y la economía.

Publicidad

  • Publicidad