Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

240x30push.png
#EstáEnTusManos Quiero recibir notificaciones con las noticias más importantes de Colombia y el mundo.
Activar
Ahora no

Publicidad

Los cheques de Daniel García Arizabaleta: la prueba clave en nuevo ventilador de Odebrecht

El exdirector de Invías Daniel García Arizabaleta estaría negociando un acuerdo de colaboración con la Fiscalía. Noticias Caracol revela las pruebas de los pagos que le habría hecho la multinacional brasileña al exfuncionario.

Los cheques de Daniel García Arizabaleta: esta es la prueba clave en nuevo ventilador de Odebrecht

Daniel García Arizabaleta fue el último exfuncionario imputado por el caso Odebrecht. Hace ocho meses, la Fiscalía lo señaló de enriquecerse ilícitamente a través de pagos de la corrupta multinacional brasileña. “Soy inocente, creo que este es un tema político y no acepto cargos”, dijo el imputado durante la diligencia.

Son 13 cheques cobrados por Daniel García Arizabaleta en 2009, 2010 y 2013, que fueron conocidos por Noticias Caracol. Llevan la firma del exfuncionario y también el sello de Consultores Unidos. Suman alrededor de 280 millones de pesos. Según la Fiscalía, eran pagos irregulares de Odebrecht. Hasta ahora, estos documentos no se habían conocido públicamente.

Durante la imputación, en junio de 2022, la fiscal Soledad Holguín aseguró: “En su condición de funcionario público, como director del Invías, era una persona considerada de confianza y de gran interés para los propósitos ejecutados en el país por la multinacional Odebrecht, disponiendo en efecto la cancelación por parte de esta entidad, de honorarios a nombre suyo, utilizando interpuestas personas por la vía de la suscripción de contratos simulados, como ocurrió en el presente caso, a través de la empresa Consultores Unidos”.

Según el ente investigador, la firma Consultores Unidos, socia de Odebrecht, le dio ese dinero a Daniel García Arizabaleta, con la intención de no dejar rastro de los pagos entre la multinacional brasileña y el exdirector de Invías. Y para simular la legalidad de los desembolsos, Consultores Unidos y García Arizabaleta fingieron la suscripción de dos contratos, uno en 2009 y otro en 2012, que sumaban 360 millones de pesos.

Publicidad

Pagos a Daniel García Arizabaleta a través de Consultores Unidos

Así se lo dijo a la Fiscalía el mismo Eduardo Zambrano, hoy condenado por el escándalo, y representante legal de Consultores Unidos en ese entonces: “Lo que a mí me consta es que Odebrecht a través de Consultores Unidos, mi empresa, se le pagaron unos dineros durante el año 2012 y 2013, esos dineros eran consignados por Odebrecht a Consultores Unidos y Consultores Unidos se los pagaba a Daniel García Arizabaleta”.

El mismo Zambrano aseguró que él le entregaba los cheques a Daniel García Arizabaleta en su oficina. Y que coordinaba esos pagos con Eleuberto Martorelli, expresidente de Odebrecht en Colombia. Para la Fiscalía, las partes dejaron cabos sueltos que delatan la simulación. “Desde el momento de su suscripción, el señor Daniel García y el señor Eduardo Zambrano conocían que era un contrato simulado, que era un contrato irreal”, dijo la fiscal Holguín.

Publicidad

Por ejemplo, los conceptos de las cuentas de cobro con las que García Arizabaleta habría reclamado los pagos no coincidían con los términos del contrato. La Fiscalía aseguró que “el señor Daniel García expidió facturas en las que consignaba información contraria a la realidad al momento de reclamar los pagos de la consultoría, pues indicó dentro del contrato que se trataba de un servicio de ingeniería, y no de consultoría o de asesoría como era el objeto inicial del contrato”.

Agregó que la misma firma Consultores Unidos registró en su contabilidad los pagos a Daniel García Arizabaleta como pagos a Odebrecht: “Registrando en los comprobantes de egreso (de Consultores Unidos) de ese pago concepto de cancelación cuentas a Odebrecht”.

Para la Fiscalía, el exdirector de Invías nunca ejecutó las labores de esos contratos, simplemente los usó para justificar los cheques que recibió. Por eso lo señalan de enriquecerse ilícitamente. Además, el ente le endilgó un agravante. García Arizabaleta habría suscrito uno de esos contratos en febrero de 2009, cuando todavía era director de Invías, entidad clave de la infraestructura nacional, en la que la constructora brasileña tenía intereses obvios.

“Usted obtuvo un incremento patrimonial no justificado en un monto de 360 millones de pesos”, dijo la fiscal. Lo que la Fiscalía no estableció en la imputación es cuáles fueron los favores que le prestó García Arizabaleta a la corrupta multinacional.

Publicidad

Al exfuncionario lo han señalado de ser ficha clave de la multinacional, para la que, de hecho, fungió como lobista. Lo han relacionado con la supuesta entrada irregular de dinero de esa firma a la campaña presidencial de Óscar Iván Zuluaga. Pero nada de eso se ha comprobado judicialmente, y la Fiscalía, justamente, estaría buscando que el exdirector de Invías ayude a amarrar los cabos sueltos del escándalo.

  • Publicidad